sábado, 11 de junio de 2011

Una de Bergman



POR ADRIÁN KOROL

(Publicada en revista Debate)

Lo de Macri es el cine. Su foto de campaña 2007 es la nena pobre enel basural de Soldati a la que invita a ver Happy Feet. Cuatro años después logra reunir, en su película, a Olmedo con Bergman.El Productor Ejecutivo del thriller es el ecuatoriano Duran Barba. Elguión exige alguien de “la cole” en el elenco. Un casting de apurolos llevó a elegir al hombre equivocado.Es que en una colectividad tan plural, diversa y amplia cultural y políticamente (bastará repasar las corrientes que se presentaron enlas recientes elecciones de la AMIA) la elección de Bergman viene conel sello de la improvisación que tendría, por ejemplo, postular a Blumberg en el Colegio de Ingenieros.El candidato del FPV en esta película es, valga la redundancia, un Filmus. Alguien que representa, entre muchas otras cosas, el ala progresista de la comunidad, aquella creada al amparo del ICUF con una fuerte impronta cultural, de veranos en la Colonia Zumerland, de primeras militancias en la Fede, de educación y trabajo como valores fundamentales al alcance de todos. Ante este perfil Bergman queda expuesto y se convierte en el “PROTZ” (EL POTZ DEL PRO) Con una avidez por la cámara que lo convierte en una suerte de Ricky Fort de Bet El, con un look de Alan Faena pobre, va tratando de instalarse como “EL” candidato de la COLE. Pretender que el electorado porteño perciba QUE LOS JUDIOS SON BERGMAN es un error de concepto tan grande como creer que LAS MADRES SON SCHOKLENDER (Quien de paso no es aceptado en “La Cole” pues su madre era “goy”)Un pueblo como el judío, con su historia de persecuciones,sufrimiento y dignidad, no es un pueblo que ande pidiendo MANO DURA.Hay que aclarar que al Rabino no le gusta Patti porque no es Kosher.Sin embargo BERGMAN aparece por momentos tan a la derecha, que hasta podría convertirse en el primer miembro de la cole en ser aceptado como numerario del Opus Dei. No va a faltar un desubicado que lo acuse de antisemita, a lo que el Rabino seguramente responderá: “¿Cómo me vas a decir eso …si uno de mis mejores amigos es judío?”

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada